Laguna do Fanal, Madeira
Portugal,  Europa

Descubre el paraíso: 10 lugares increíbles de Madeira

¿Listo para adentrarte en el paraíso natural de Madeira? Descubre nuestra selección de los 10 lugares más increíbles de esta deslumbrante isla portuguesa. Desde paisajes de ensueño hasta acantilados imponentes y cascadas majestuosas, sumérgete en la magia de Madeira. Te llevaremos a través de impresionantes miradores, encantadores pueblos costeros y senderos de montaña que te dejarán sin aliento. Prepárate para vivir una experiencia inolvidable llena de aventuras, fotografías asombrosas y momentos de pura inspiración. Descubre por qué Madeira es un destino imperdible para los amantes de la naturaleza y los viajeros en busca de lugares únicos. ¡No te pierdas esta oportunidad de explorar el paraíso!

👉 ¿Por qué visitar Madeira?

 

Madeira es una isla portuguesa ubicada en el océano Atlántico, un oasis lleno de naturaleza y buen ambiente. Principalmente optamos visitar Madeira por tres razones:

 





1 Cultura y gastronomía. La isla de Madeira tiene una historia muy interesante, desde su descubrimiento, pasando por los ataques de piratas hasta las visitas de Sisí. Su capital Funchal es uno de los ejemplos de ciudad colonial, con su arquitectura histórica y única. Además Madeira es reconocida por sus grandes eventos tales como los Carnavales de Madeira y la Fiesta de la Flor. Su gastronomía no se queda atrás, destaca por su vino, con un sabor afrutado muy fuerte y sus platos tradicionales como el Bolo do Caco, las Picadas o la Espetada. 

 

Fiesta de la Flor
Fiesta de la Flor

 

 

2 Paisajes naturales increíbles. Lugares sacados de películas que no creerás reales. La isla de Madeira es una caja de sorpresas y su flora autóctona tan cambiante es una maravilla. Podrás notar como varía según en que parte de la isla te encuentres, desde la Punta de San Lorenzo, muy árida hasta Lagoa do Fanal, un sitio lleno de charcas y árboles entre la niebla.

 

Arco de San Jorge, Madeira
Arco de San Jorge, Madeira

 

 

3 Senderismo y actividades. Si te gusta caminar, hacer rutas o simplemente disfrutar de la naturaleza estas de suerte. Esta isla posee gran cantidad de senderos, llamados Levadas, que recorren la isla de un extremo al otro. Podrás acceder a los puntos más altos de la isla así como cruzar oscuros túneles a través de la montaña. Madeira ofrece gran cantidad de experiencias en sus costas, tales como buceo, avistamiento de cetáceos, paseos en barco e incluso excursiones a su isla vecina, Porto Santo. 

 

Vistas Levada de Madeira
Vistas Caldeirao Verde

 

 

👉 10 Lugares únicos de Madeira

 

Punta de San Lorenzo

 

Comenzamos con un lugar mágico y el primero que visitamos en la isla: ¡la impresionante Punta de San Lorenzo, también conocida como Ponta de São Lourenço! Esta península rocosa se encuentra en el extremo noreste de la isla y se trata de una reserva natural árida y rocosa, por la que se pueden realizar  rutas de senderismo entre acantilados y aguas turquesas.

 

Punta de San Lorenzo, Madeira
Punta de San Lorenzo, Madeira

 

 

A medida que avanzas en tu caminata, disfrutarás con la vista de acantilados majestuosos bañados por olas que rompen con fuerza contra las rocas. Además, la diversidad de tonalidades en las formaciones rocosas te dejará sin aliento, revelándote las distintas capas de materiales que han creado esta maravilla natural. La ruta de senderismo en la Punta de San Lorenzo es de nivel fácil-medio, perfecta para disfrutarla cómodamente. A lo largo del recorrido, encontrarás tramos con desniveles que requerirán subir y bajar escaleras de piedra. No te preocupes, el camino está protegido por vallas metálicas para tu seguridad, así que sólo tendrás que preocuparte por no sobrepasar los límites, para poder conservar la zona.

 

 





A mitad del camino, te toparás con un bar donde podrás descansar y recargar energías. Mucha gente decide dar la vuelta en este punto, pero te recomendaríamos que continúes hasta el final. Aunque la ruta se vuelve más empinada y el camino se transforma en tierra, ¡la recompensa merece la pena! Al llegar al final, serás testigo de un espectáculo inolvidable: el océano Atlántico desplegándose ante tus ojos en todo su esplendor, creando la sensación de un horizonte infinito.

 

 

 

Lagoa do Fanal

 

Te presentamos el misterioso y fascinante lugar conocido como Fanal Pond, ¡un rincón sacado de películas como Jurassic Park que se ha convertido en nuestro sitio favorito de la increíble isla de Madeira! Esta joya escondida, también llamada Lagoa do Fanal, es una pequeña laguna rodeada de imponentes montañas y una exuberante vegetación, un verdadero tesoro que pocos conocen.

 

Lagoa do Fanal, Madeira
Lagoa do Fanal, Madeira

 

 

En nuestro caso, tuvimos la suerte de disfrutar de un espectáculo de la naturaleza al subir a primera hora de la mañana. Siguiendo uno de los senderos que conducen a la laguna, nos adentramos en una atmósfera mágica, envuelta en niebla y un silencio profundo que solo se rompía con el sonido de nuestros pasos. Y de repente ante nuestros ojos: un paisaje alucinante, la Lagoa do Fanal entre la niebla, rodeada por las sombras de grandes árboles. Explorando los alrededores de la Lagoa do Fanal, descubrimos senderos que recorrían este entorno fascinante, entre árboles centenarios, algunos de ellos retorcidos y cubiertos de musgo.

 

 

 

Después de aproximadamente 15 minutos, el tiempo cambió por completo. La niebla comenzó a disiparse y los primeros rayos de sol se filtraron entre las ramas de los árboles. Fue un momento mágico cuando la niebla finalmente se levantó y se reveló un escenario completamente distinto. Nos encontramos rodeados de extensas praderas verdes, con la ladera de la montaña cubierta de flores que pintaban un paisaje colorido, mientras disfrutábamos de unas vistas impresionantes del mar a lo lejos. Esa es la magia de este lugar: en Fanal Pond, el clima es cambiante y te regala experiencias sorprendentes.

 

 

 

Si decides visitar este lugar único, te recomendamos que subas temprano por la mañana y lleves contigo algo de abrigo. Así podrás disfrutar plenamente de la transformación del entorno, desde la misteriosa niebla que envuelve la laguna hasta el esplendor de las praderas y las vistas al mar. Cada momento en Fanal Pond es un regalo que no querrás perderte.

 




Pico Ruivo

 

Nuestro tercer punto nos lleva a lo más alto de Madeira: el Pico Ruivo. Con sus imponentes 1.862 metros de altura, este pico es el punto más alto de la isla y un verdadero desafío para los senderistas. El ascenso al Pico Ruivo es un obligado en tu visita a Madeira. Desde el momento en que comienzas a caminar por los senderos que serpentean a través de las montañas, te encuentras con vegetación exuberante, acantilados vertiginosos a ambos lados del camino y vistas panorámicas a cada paso que des.

 

 

 

La Vereda del Pico Ruivo, aunque requiere un esfuerzo físico, puede ser asequible para aquellos que se encuentren en buena forma. La ruta en su mayoría puede considerarse de nivel medio, pero el último tramo se vuelve más desafiante, tanto física como técnicamente, debido a su terreno escarpado. ¡Pero no te preocupes, el esfuerzo valdrá la pena! Si el clima te lo permite, podrás contemplar toda la belleza de la isla extendiéndose ante tus ojos. ¡Será como estar en la cima del mundo! Además, poco antes de llegar al último tramo, encontrarás una pequeña cabaña donde podrás descansar y reponer energías con una bebida refrescante para afrontar el ascenso de verdad. Eso sí, ten en cuenta que si no eres un apasionado del senderismo, puede que prefieras elegir otro lugar de Madeira para relajarte y tomarte algo.

 

 

Cabo Girão

 

Seguimos por las alturas en Cabo Girão y su plataforma de vidrio ¡suspendida en el vacío! Cabo Girão es un acantilado que se alza a más de 500 metros sobre el nivel del mar, posee una plataforma situada a 580 metros de altura, con suelo de cristal, ¡sí, has oído bien! Puedes caminar sobre el suelo transparente y tener la sensación de estar flotando en el aire. Desde allí, contemplarás el horizonte, con el océano a tus pies que se extiende hasta donde alcanza la vista.

 

Cabo Girao, Madeira
Cabo Girao, Madeira

 

 

Las vistas desde la pasarela son realmente increíbles, se puede observar la línea de costa hasta Funchal, y debajo las olas rompiendo en los acantilados. Además si te apetece reírte un poco, puedes observar como la gente no se fía y unos sólo pisan sobre las vigas de metal que sujetan los cristales, y otros no se sueltan de las barandillas. ¡A nosotros nos encantó!

 

 




Pico Arieiro

 

Junto con el Pico Ruivo, Pico do Arieiro es otro de los picos más altos de la isla de Madeira. Posee 1.818 metros de altitud, y para llegar hasta aquí, tendrás que recorrer sinuosos caminos rodeados de naturaleza y vistas panorámicas de ensueño.

 

Vistas de Madeira
Vistas de Madeira

 

 

Una vez en la cima del Pico do Arieiro, serás recompensado con un espectáculo visual inigualable. Las nubes se despliegan por debajo de ti, creando un mar de nubes que contrasta con la imponencia de las montañas y los valles. Si el día está despejado, podrás disfrutar de vistas panorámicas de toda la isla, desde las playas hasta los acantilados. Además, el pico cuenta con una plataforma de observación que te permitirá apreciar cada detalle. Encontrarás diversos carteles en los que vienen explicadas diferentes rutas, ya que muchas de ellas comparten tramos.

 




Porto Moniz

 

Porto Moniz es una pintoresca ciudad costera, con una historia ligada a la caza de ballenas en el pasado, que ha evolucionado hasta convertirse en un lugar que deleita a los visitantes con sus hermosas piscinas naturales y el impresionante acuario de Madeira. Aunque el clima no acompañó mucho durante nuestra visita, no faltaron valientes que sí se atrevieron a sumergirse en sus aguas cristalinas. 

 

Piscinas naturales de Porto Moniz
Piscinas naturales de Porto Moniz

 

 

Las piscinas naturales de Porto Moniz, formadas por la acción del mar sobre las rocas volcánicas, crean una serie de piscinas naturales en las que puedes disfrutar de un baño refrescante rodeado de un paisaje único. Además de las piscinas, el acuario de Madeira es una parada obligatoria. Este acuario te sumerge en un mundo submarino fascinante, donde podrás observar de cerca una gran variedad de especies marinas y descubrir los secretos y maravillas que se esconden en las profundidades del océano Atlántico. Desde coloridos peces tropicales hasta grandes tiburones.

 

Aunque el clima no nos permitió disfrutar de un baño, Porto Moniz nos cautivó. Sus acantilados imponentes y su costa escarpada te invitan a explorar cada rincón, mientras que los restaurantes y cafeterías locales te tentarán con deliciosos platos de marisco fresco. ¡No olvides probar las especialidades locales como el pez espada y las lapas! Te recomendamos llevar tu traje de baño y una toalla, seguro que tendrás más suerte que nosotros.

 

Piscinas naturales de Porto Monis
Piscinas naturales de Porto Moniz

 

 

Funchal

 

Funchal, ciudad capital de Madeira, está repleto de calles empedradas, edificios con una arquitectura encantadora de influencia portuguesa y británica, plazas animadas y coloridos mercados. Deberás visitar el Mercado dos Lavradores, donde podrás encontrar gran variedad de productos frescos, como exóticas frutas tropicales hasta pescados y mariscos capturados en la región. Explorar este bullicioso mercado es sumergirse en la vida cotidiana de los lugareños, presenciando la vitalidad y el colorido ambiente que caracteriza a Funchal.

 

 

 

Pero Funchal no solo se trata de su belleza física, sino también de la calidez de su gente. Los habitantes de Funchal, conocidos como «funchalenses«, son amables, acogedores y orgullosos de su ciudad. Además, Funchal es conocida por su espíritu festivo y su pasión por la música y el baile. Durante tu visita, es probable que te encuentres con celebraciones locales, como el famoso Carnaval de Funchal, donde podrás disfrutar de desfiles coloridos, música en vivo y una atmósfera de alegría contagiosa o su más que conocida Fiesta de la Flor, de la cuál pudimos disfrutar en nuestra visita. 

 




Levada del Caldeirão Verde

 

Nos encontramos con una de las rutas más impresionantes de Madeira: la Levada del Caldeirão Verde. Esta levada es un verdadero paraíso natural que te llevará a través de exuberantes paisajes, cascadas y acantilados impresionantes. Durante el recorrido, te encontrarás rodeado de una exuberante vegetación, mientras te acompaña el agua que fluye a lo largo de la levada. La belleza de este lugar es cautivadora, con sus densos bosques y la majestuosidad de la cascada del Caldeirão Verde como telón de fondo. 

 

Caldeirao Verde, Madeira
Caldeirao Verde, Madeira

 

 

La Levada do Caldeirão Verde es una de las levadas más populares de la isla de Madeira, siendo la segunda más transitada de todas. Esta ruta especial comienza en Santana, en el Parque Forestal de Queimadas, y finaliza en el Caldeirão do Inferno, un lugar impresionante que se encuentra en el corazón de la isla. Con un recorrido total de alrededor de 8,7 km de ida y 8,7 km de vuelta, la Levada do Caldeirão do Inferno es una caminata de dificultad intermedia, que requiere un poco de esfuerzo físico y habilidad para caminar por senderos estrechos y con desniveles. A pesar de ello, la ruta es absolutamente espectacular, con vistas panorámicas al mar y a la montaña.

 

Caldeirao Verde, Madeira
Caldeirao Verde, Madeira

 

 

 

Ponta do Sol

 

Esta colorida localidad costera nos encantó. Conocida como el «punto más soleado» de la isla de Madeira, Ponta do Sol combina sus playas y su hermoso paseo marítimo bordeado de palmeras y casas de colores. Es el lugar perfecto para relajarse, tomar el sol y disfrutar de las vistas panorámicas al océano Atlántico. Además, el encanto de sus estrechas calles y sus casas tradicionales te invitarán a dar un tranquilo paseo y explorar cada rincón de este pueblo.

 

Ponta dos Sol, Madeira
Ponta dos Sol, Madeira

 

 

Pero Ponta do Sol no es solo belleza natural, también alberga una rica historia y cultura. En el centro del pueblo, podrás admirar la iglesia matriz de Nossa Senhora da Luz, un edificio religioso de gran importancia histórica y arquitectónica. Además, si eres amante de la música, no puedes perderte el Festival de la Canção da Ponta do Sol, un evento anual que reúne a artistas locales e internacionales para celebrar la música en un ambiente festivo. Aún podrás apreciar la antigua cárcel de la isla, y el punto por el cuál accedían los prisioneros procedentes de los barcos.

 

Puente de la Cárcel
Puente de la Cárcel

 

 

Muy cerca de Ponta de Sol, encontrarás la Cascada Dos Anjos, también conocida como cascada de los Ángeles, un precioso salto de agua que cae directamente sobre la carretera. Es irresistible pararse a hacer fotos y cruzarla. 

 

Cascada dos Anjos
Cascada dos Anjos

 




Santana

 

El pueblo de Santana se encuentra en la costa norte de la isla y es conocido por las famosas casas típicas de Santana. Estas casas tradicionales, llamadas «casas de colmo» se encuentran repartidas por todo Santana, por lo que la mejor forma de conocerlas es darse un paseo por el pueblo. Sus tejados están cubiertos de paja de trigo, y sus fachadas están pintadas en los colores típicos de la zona. Algunas están abiertas al público como museos, otras en forma de local y junto al Hotel O Colmo, una en la que podrás acceder gratuitamente. Te recomendamos que reserves al menos una mañana o tarde, para pasar a conocerlas.

 

 

 

¿Buscas Alojamiento en Madeira?

 



Booking.com

 

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *