Palacio de la Magdalena
Cantabria,  Castillos,  España,  Guías

El Palacio de la Magdalena, Santander

Una de las ciudades con mayor encanto que podemos encontrar en el norte de España es Santander. Son muchos los monumentos y lugares de interés que ofrece la ciudad, pero sin duda alguna el Palacio de la Magdalena se lleva la palma. La antigua residencia de verano de los reyes Alfonso XIII y Victoria Eugenia es ahora, entre otras cosas, un museo del que podemos disfrutar. No dejes de visitar este palacio en tu próximo viaje a Cantabria. ¡Sigue leyendo!

👉 La Península de la Magdalena

 

Pasear, hacer un picnic, bañarse, visitar el Palacio de la Magdalena, hacer deporte, ver animales marinos, disfrutar de conciertos de verano, son algunas de las actividades que pueden realizarse en un mismo lugar: la Península de la Magdalena. Un extenso parque de 24,5 hectáreas que puede recorrerse en aproximadamente 1 hora a pie, aunque también existe la posibilidad de montar en el tren turístico «El Magdaleno». Este trenecito, del que pueden adquirir ticket en las taquillas de la entrada del recinto a mano izquierda, recorre sin paradas toda la península en 30 min. Es una opción ideal para visitar el parque con niños mientras se escuchan explicaciones con datos históricos y anécdotas a cerca del lugar. El acceso en coche no está permitido, pero hay un muy amplio parking frente la Playa de El Camello.

 




 

La península era una masa rocosa sin apenas vegetación que únicamente era valorada por su posición estratégica en la bahía de Santander. De ahí que se hayan encontrado restos romanos del siglo I e instalaciones militares que protegían la entrada marítima a la ciudad. Si te preguntabas de dónde viene el nombre de «La Magdalena», se debe a que la península era custodiada por una ermita bajo el nombre de Santa María Magdalena, nombre que también recibió el palacio sobre el que más tarde te hablaremos.

 

Hoy en día es un lugar lleno de vida. Puedes disfrutar de un baño en las tranquilas playas de La Magdalena o, al otro lado del espigón, la Playa de Bikini, cuyo nombre lo recibe por las estudiantes extranjeras que a principios de los años 60 venían a los cursos de verano de la Universidad y aprovechaban los descansos para bañarse. Desde aquí podrás ver la Isla de la Torre, que actualmente es la escuela de vela.

 

Espigón Playa de la Magdalena
Playa de la Magdalena
Playa de los Bikinis

 

Atravesando la Campa de la Magdalena, por el camino derecho, podremos ver el Paraninfo y las antiguas Caballerizas, un conjunto de dependencias de estilo inglés que hoy en día, funcionan como lugar de conferencias, y residencia de estudiantes respectivamente. También cuenta con una cafetería. Más adelante llegarás a la zona de acantilados, donde tendrás una bonitas vistas al mar, a la Isla de Mouro, que toma importancia por la Guerra de Independencia, y al Faro de la Cerda.

 

 

 

Por todo el parque encontrarás distintos monumentos, pero es bastante destacable la exposición «El Hombre y la Mar». Es una exposición al aire libre que reúne elementos en homenaje a las expediciones realizadas por el santanderino Vital Alsar Ramírez. Algunos de estos elementos son tres grandes galeones (que vienen a ser barcos), un mapa de bronce con las rutas realizadas, una sirena de bronce, y una burbuja de salvamento.

 

 

 

Para los más pequeños será de gran atractivo el Parque Marino que hay en la propia península. Se trata de un pequeño zoo marítimo de acceso gratuito y al aire libre que aprovecha la roca del acantilado y la entrada del agua del mar como piscinas naturales. En ellas encontraremos focas, leones marinos y pingüinos.

 

Parque Marino
Parque Marino

 

En definitiva, es un entorno natural de espectaculares paisajes marítimos y riqueza arbórea. Un lugar al que dedicar la mañana o la tarde durante tu visita a Santander.

 

 

👉 El Palacio de la Magdalena

📖 Historia

 

El Real Palacio de la Magdalena es el edificio más emblemático de la ciudad cántabra de Santander. Un auténtico pulmón turístico para la ciudad situado en lo más alto de la península de la Magdalena. Fue construido, por suscripción popular, entre 1908 y 1912 para ofrecer a la familia real española, en aquel momento los reyes Alfonso XIII y Victoria Eugenia, un palacio en la ciudad donde descansar durante el verano. Fue construido sobre un antiguo fortín que protegía la entrada a la bahía y sirvió como residencia de verano de la familia hasta la proclamación de la Segunda República española, cuando los reyes tuvieron que irse al exilio. Los reyes amaban esta parte del país. Es más, cada mes de julio, cuando los reyes llegaban a Santander, durante su estancia la ciudad se convertía en la capital política del Estado.

 



 

A partir de la Segunda República, 1931, el Palacio tuvo diferentes usos que fueron deteriorando su estado. Fue sede de la Universidad Internacional de Verano, hospital, residencia temporal para los perjudicados por el famoso incendio de Santander en 1941, etc. Este mismo año, el Palacio pasa a manos de Don Juan de Borbón, Conde de Barcelona hijo de Alfonso XIII, pero lo vende al Ayuntamiento de Santander en 1977 por 150 millones de pesetas (unos 900mil euros). En 1982 el Palacio fue declarado Monumento Histórico Artístico de Carácter Nacional, y ya en 1995 se procedió a su rehabilitación.

 

Actualmente, es un espacio multiusos donde se celebran congresos, reuniones, exposiciones, bodas, y otros eventos. Es también sede de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, que tiene origen en la Universidad Internacional de Verano de la que os comentábamos, etc. Incluso ha sido escenario de grabación de series como «Gran Hotel».

 

Fachada Norte Palacio de la Magdalena
Lateral Palacio de la Magdalena

 

🏛️ Arquitectura

 

El Palacio de la Magdalena es uno de los mejores ejemplos de arquitectura civil del norte de España. El exterior es de estilo ecléctico que combina estilos ingleses, franceses y arquitectura montañesa, lo que puede notarse en los tejados puntiagudos de vertientes pronunciadas y el entramado de madera roja vista. Todo ello para evocar a la reina nostalgia por su tierra natal. Combina piedra de sillería blanca con sillarejo más oscuro. La fachada sur, sin duda alguna la parte más bonita del palacio, cuenta con dos torres octogonales de diferente altura.

 

Fachada Sur Palacio de la Magdalena
Fachada Sur Palacio de la Magdalena

 

 

En cuanto a su interior, destaca la luminosidad por sus amplios ventanales, y multitud de cuadros que se conservan de diferentes autores como Benedito o Sorolla.

 

 

👉 Visita el Palacio de la Magdalena

 

La visita al Palacio es con guía y tiene una duración aproximada de 45 minutos. Se accede por la fachada norte del edificio, en lo que era el Antiguo Pórtico de Carruajes. El recorrido es por la planta baja, la zona museística del Palacio. La visita comienza con un vídeo explicativo sobre la historia del palacio en la nueva sala fusionada bringas-riancho. En esta zona, al igual que en muchas otras, se suelen hacer conferencias. A continuación, se recorren una serie de salas. En nuestro caso, el Salón de Baile estaba en preparativos para una conferencia esa misma tarde. 

 



 

Algunas de estas salas son el Comedor de Gala o Comedor de Alfonso XIII, donde podremos apreciar una enorme mesa y los retratos del rey emérito Juan Carlos I y Alfonso XIII, el Salón de Baile o Salón de la Reina, donde podremos ver un busto de la Reina Victoria Eugenia y una gran lámpara del siglo XVIII, la Sala de Audiencias, Audiencias de la Reina, Aula de Audiencias, el Despacho del Rey (una recreación del original), el Salón de Familia y el Hall Real. En uno de los pasillos podremos observar un antiguo, y precioso, mantón de manila de 1851 que pertenecía a la tía de Alfonso XIII, «La Chata».

 

 

 

El Salón de Familia destaca por ser el lugar que más frecuentaban en familia. Esta estancia destaca por conservar mejor su estética original y, en especial, por el cuadro de La Reina Victoria Eugenia pintado por el reputado pintor Joaquín Sorolla. Es un cuadro muy controversial que sólo podía estar en este palacio pues los ingleses criticaron duramente la pose de la reina, calificándola de vulgar, maleducada, y que la Reina la había adquirido al pasar tanto tiempo en España.

 

 

 

La visita termina en el Hall Real, desde donde podremos ver el Salón de Familia desde otra perspectiva, y podremos apreciar distintos cuadros de la familia («Retrato de Infantes» de Manuel Benedito), además de la elegante escalera de madera de castaño. Finalmente, abandonamos el edificio atravesando unas grandes puertas acristaladas y bajando por una escalinata doble típica del estilo francés.

 

Hall Real
Hall Real

 

 

🎟️ Entradas

 

Las entradas al Palacio de la Magdalena pueden adquirirse en el propio Palacio o visitando la página web. La entrada general tiene un precio de 5€, mientras que la tarifa reducida (estudiantes, carnet joven, desempleados, jubilados, familia numerosa y discapacitados) es de 3€. Para menores de 6 años es gratuito. Si tienes curiosidad y no puedes esperar a llegar a Santander para ver el palacio, también puedes realizar la visita virtual en este enlace que te adjuntamos.

 

Como opción alternativa, puedes contratar un tour guiado por el parque y el Palacio con civitatis.

 

 

 

🕘 Horarios

 

En horario de verano las visitas disponibles son los sábados y domingos a las 10:00, 11:00 y 12:00. En horario de invierno de lunes a viernes de 11:00 a 13:00 y de 16:00 a 18:00, sábados y domingos de 10:00 a 12:00.

 

Por otro lado, el parque de la propia Península de la Magdalena es de entrada libre. Abre en verano desde las 08:00 hasta las 22:00, y en el resto del año de 09:00 a 20:00.

 

 

El Palacio de la Magdalena y su entorno hacen de Santander una ciudad muy afortunada. Te dejamos el post de la ciudad de Santander para que no te pierdas nada de lo que puedes visitar. Ya que estás por Cantabria, tal vez sea de tu interés nuestro post sobre Comillas y su famoso Capricho de Gaudí. Si estás pensando en visitar el centro peninsular en lugar de la costa, tal vez hayas oído hablar de Caracena, en Soria.

 

 

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.